Usted se encuentra aqui:

Inicio Investigación Experimental ESTADO ACTUAL DE LA INVESTIGACIÓN EN HOMEOPATÍA
ESTADO ACTUAL DE LA INVESTIGACIÓN EN HOMEOPATÍA

Dra. Ana Luckert Barela

Instituto de Investigación de Salud y Terapéutica Caracas, Venezuela.
Gac Méd Caracas 1996;105(2):181-188

 

Es absolutamente inadecuado hablar de homeopatía como enfoque diagnóstico y terapéutico, sin antes ubicarla en el contexto histórico y social predominante a finales del siglo XVIII y comienzos del XIX (1796-1870), cuando surgen las primeras ideas de Hahnemann. La medicina de entonces, era suma-mente empírica y agresiva. Era un momento en el cual la terapéutica utilizada se basaba en sangrías directas o en el empleo de sanguijuelas y los medicamentos utilizados eran tan tóxicos, que realmente aumentaban la posibilidad de morir como consecuencia de los efectos secundarios o, en el mejor de los casos, la aparición de lesiones limitantes de funciones de órganos nobles, debida a los tratamientos, era mayor del 50%. Pertenecen a esta farmacopea, medicamentos como las sales mercuriales, el nitrato de plata, el opio, la digital, el ácido prúsico, el azufre y el ácido sulfúrico. Eran populares las curas de debilitamiento de Broussai, mediante sangrías y ayunos prolongados.


Debemos recordar que la clínica médica comenzó a ser considerada como ciencia hacia 1820. Y es en medio de este imperio del empirismo cuando Hahnemann se plantea la necesidad de desarrollar procedimientos terapéuticos distintos, desprovistos de los efectos adversos de la medicina de su época, toma en cuenta la forma en que vive el hombre, como factor predisponente o causante de enfer- medades prevenibles; concepto éste, a todas luces, muy avanzado para esa época heroica. Por esto, conocer las características del quehacer médico y de la terapéutica de la medicina precientífica nos permite comprender la acerva posición de Hahnemann frente a ésta y, sobre todo, entender la pertinencia de los severos comentarios y la marcada oposición de Hahnemann a la peligrosa medicina de su época, empleando, por supuesto un lenguaje propio de la preclínica. Así, en medio de este ambiente, surge la investigación en homeopatía. Hahnemann comienza su búsqueda con simples experimentos en sujetos sanos y consigo mismo; emplea inicialmente, aquellas sustancias cuyos tóxicos eran mejor conocidos y, paulatinamente, va ampliando el campo. Estas observaciones empíricas le permitieron corroborar algunas de sus hipótesis y posteriormente lo condujeron a pronunciar los postulados y bases de la homeopatía.
De esta forma, Hahnemann, a través de obser- vaciones y experimentaciones sencillas, crea un método terapéutico para la totalidad del individuo enfermo, el cual toma en cuenta todos los síntomas y signos que éste presenta, así como las condiciones socioculturales en las cuales se desenvuelve y, sobre esta base integral elige un remedio personalizado, con la finalidad de estimular los mecanismos autocurativos del cuerpo, que si bien eran desco- nocidos para su época, en la actualidad se asumen como parte de los mecanismos de regulación de los sistemas neurovegetativo, inmunológicos y neuro- endocrino.

Dra. Ana Luckert Barela
Instituto de Investigación de Salud y Terapéutica Caracas, Venezuela.
Gac Méd Caracas 1996;105(2):181-188
(Introducción)

Referencias:
Zuñiga Cisneros M. Historia de la medicina. Tomo 3. Caracas-Madrid: Ediciones Edime; 1978.
Hahnemann S. Homeopatía, Organon de la medicina. Caracas: Ediciones de la Biblioteca. UCV; 1983.
Barros-St Pasteur J. Homeopatía. Medicina del terreno. Caracas: Ediciones de la Biblioteca. UCV; 1977.